domingo, 8 de abril de 2012

Pascua de Resurreción

Simplemente, gracias.
Gracias por dar tu vida por nosotros.
Gracias por vencer a la muerte, y darnos el regalo de la vida eterna.
Gracias por traerme luz donde sólo veía tinieblas, gracias por darme esperanza cuando la estaba perdiendo.
Gracias por todo, Señor.
¡Alegrémonos, pues Cristo ha resucitado!




¿Un post más beato de lo habitual? Puede, no digo que no. Pero lo necesitaba. Porque estas Pascuas han sido muy importantes para mí. He pasado momentos muy duros este último año y necesitaba fortalecer mi fe, necesitaba que la esperanza regresara a mi corazón. Afortunadamente, el Señor me ha tendido la mano y lo he conseguido. Hoy soy más fuerte que antes, hoy mi tristeza se ha convertido en esperanza. Hoy, Cristo ha resucitado en mi corazón. Por eso esta entrada es para él: para darle las gracias :-)

3 comentarios:

Ricardo Rodríguez Mougán dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con tu post.
hoy es un día de alegría pues cristo a
vencido a la muerte y atraído la luz a
este mundo de tinieblas.
¡Alegrémonos, pues Cristo ha resucitado!

Porque me has visto has creído. Dichosos
los que no han visto y han creído.(Juan 20,29)

Karina "Shoppy" Barrios dijo...

Bellísimas palabras, que Dios te bendiga y te siga dando mucha fortaleza!!!

Edu dijo...

¡¡Feliz Pascua!! Este año la he vivido de una forma un poco especial y realmente he descubierto y recordado varias cosas... en especial lo que significa la verdadera amistad...

¡Nueva vida y esperanza, que las oscuridades interiores nunca tienen la última palabra!